El papá de Selena Quintanilla decidió abrir su ataúd durante funeral; ¿por qué se arrepintió? | NVI Cuenca Pasar al contenido principal
x
Selena Quintanilla

El papá de Selena Quintanilla decidió abrir su ataúd durante funeral; ¿por qué se arrepintió?

El 31 de marzo de 1995, Selena Quintanilla se encontraba en el hotel Days Inn con Yolanda Saldívar, quien fuera presidenta de su club de fans. La cantante acudió al lugar para exigirle a su ex asistente que le entregara unos documentos de sus negocios que aún tenía en su posesión pese a que ya había sido destituida de sus cargos por presunto fraude y falta de transparencia. Pero, el encuentro se convirtió en una discusión que concluyó con el asesinato de La Reina del Tex-Mex.

La intérprete de "Como la flor" sólo tenía 23 años, estaba en la cúspide de su carrera y grababa un nuevo disco. Su muerte dejó inconsolable a su familia, que decidieron honrar su memoria con un emotivo funeral al que acudieron amigos, famosos y fans.  

 

 

Las honras fúnebres se llevaron a cabo el 2 de abril en el Auditorio Bayfront, el cual en 1996 fue nombrado Auditorio Selena. Fueron unas 2 mil 500 personas las que acudieron a despedirse de la cantante. El atuendo con el que enterraron a Selena Quintanilla Marcella Zamora, su mamá, eligió el último atuendo que luciría la artista. Se trató de un traje morado y una torera -un tipo de saco corto- con hombreras del mismo color, atuendo que la cantante lució en la gala de los The Fact Music Awards (TMA) meses antes de su trágico deceso. El traje que portaba la cantante se puede observar en las imágenes y videos que compartió la agencia AP, encargada de cubrir el funeral. Cabe mencionar que Abraham Quintanilla, su papá, fue quien decidió abrir el féretro de la cantante, decisión de la que terminó arrepintiéndose, así lo confirmó él en una entrevista con Cristina Saralegui.
"Yo decidí abrir el ataúd porque ese mismo día la gente estaba en fila, pasando, varias señoras empezaron a clamar que no era verdad, que no estaba muerta, que no había un cuerpo, y yo decidí que abrieran para probar", aclaró. “Fue un error lo que hice, tomaron fotos y después las vimos en playeras, en revistas, si tuviera que hacerlo otra vez, jamás lo haría", añadió.